Biografías
Murray Gell-Mann

Murray Gell-Mann (1929 - )Nació en Nueva York, el 15 de Septiembre de 1929. Fue niño prodigio, lo que le llevó a ingresar a los quince años en la Universidad de Yale, donde obtuvo su doctorado de física a los diecinueve. A la edad de 22 años, se licenció en el Instituto Tecnológico de Massachusetts con un estudio sobre partículas subatómicas. Estos estudios ocuparon una gran parte de su vida como investigador.

Con apenas 23 años, se unió al equipo del Instituto de Estudios Nucleares de la Universidad de Chicago. Más tarde, se estableció en el Instituto Tecnológico de California, donde ocupó la cátedra Millikan como físico teórico en 1967.

Realizó muchas aportaciones a la física, lo que le hizo ser reconocido como uno de los científicos más destacados e importantes. En el año 1953, definió una nueva propiedad cuántica, a la que llamó “extrañeza” que explicaba las pautas de desintegración extrañas de cualquier clase de mesón (cada una de las partículas efímeras producidas en ciertas reacciones nucleares, con masa intermedia entre el electrón y el nucleón).

En el año 1961, Gell-Mann, junto con el físico Yuval Ne’eman plantearon de manera simultánea y autónoma una especie de jerarquía en la que ubicaron las partículas elementales pesadas que se habían hallado no mucho antes, a la cual llamaron método óctuplo.

Este esquema agrupaba mesones y bariones en multipletes de 1, 8 ó 27 miembros en función de sus propiedades, igual que la carga eléctrica; las partículas que componían cada multiplete se consideraron entonces estados variables de una misma partícula elemental. La consecuencia que Murray Gell-Mann anunció por revelación fue el hallazgo de una nueva partícula, a la cual denominó “omega negativa”, y que sería descubierta por el acelerador de partículas de Brookhaven.

En 1964, expuso la existencia de unos elementos de la materia todavía más fundamentales que las partículas elementales, a las que llamó quarks.

Cinco años después se le concedió el Premio Nobel de Física.

La teoría de Gell-Mann atribuyó orden al caos ocasionado al descubrirse unas 100 partículas en el interior del núcleo atómico.

Los quarks se mantienen unidos gracias al intercambio de gluones. Junto a otros investigadores, estableció la teoría cuántica de quarks y gluones, denominada cromodinámica cuántica

Murray Gell-Mann es el autor de “The Quark and the jaguar” y de muchos otros libros relacionados con la física.

 

Alba Benito Lerma

 

Volver al índice de G de Biografías